Saludable

Todos somos únicos

Ninguna persona es igual a otra. No importa si intenta estar en la moda, ser normal y hacer todo igual, no hay manera de que un día vá a rendirse al hecho de que es único. Es sólo una cuestión de tiempo y conciencia. Tarde o temprano se dará cuenta de que estaba  disimulando, que estaba fuera de sí mismo. Es inútil elegir caminos que ya han sido pisados, mucho menos tener un comportamiento estándar, o incluso tener el deseo de ser promedio. Es posible que se esfuerce por complacer a los demás, para ser reconocido y aprobado, pero siempre sentirá que debe algo a usted mismo.

Cada uno tiene su ego y nosostros lo construimos a partir de experiencias de vida, con todas las dificultades que encontramos en el camino. El ego existe para defendernos, para hacer frente a este mundo lleno de contradicciones. Asumimos un “modus operandi” que tenía sentido en el momento en que nos sentimos amenazados y el problema es que seguimos actuando de la misma manera, incluso si las circunstancias son completamente diferentes. En este sentido, el ego, más allá de equivocado, provoca conflictos que hacen perpetuar un círculo vicioso de sufrimiento para sí mismo y para los demas. Si desea salir de esto, tiene que mirarse a sí mismo por la crítica, desconfiar del ego, hacer todo para conocerlo. ¡No te tomes tan en serio! Aprende a reírse de sí mismo. Y cómo es más fácil ver el ego de los demás, es posible que necesite de alguien lo ayude, actuando como un espejo en esta tarea. Si continúa repitiendo en falso con los mismos errores, la vida sigue y la malgasta. ¡Tenga valor! Mirar la sombra en sí no es para todos. Pero vale la pena, porque sólo entonces deja de malgastar la energía en los conflictos, liberándolo para una vida plena, satisfecha y feliz.

Con el autoconocimiento usted puede encontrar algo muy raro dentro de sí, su medalla de oro, su self, donde se encuentra toda la potencia. Deseando la normalidad usted debilítase, el reconocimiento de la unicidad tornate fortalecido. Y con la posesión de su incomparable talento, póngalo a su disposición, propague lo mejor de sí con alegría y magnetismo. Así, usted va de la pobreza del espíritu hasta la intransferible riqueza, que por supuesto tiene, y que nunca ni nadie puede quitársela.

Sergio Savian – Psicoanalista especializado en relaciones.

Share Button
Comments
  1. Roland Gonzalez

    7 meses ago

    El autoconocimiento es tan importante para que nosotros podamos evolucionar! Gracias Sergio!