Viajes

Córdoba terminal,

Me impacté mucho con la estructura arquitectónica de la terminal de Córdoba, que era circular y como en tres niveles. Realmente hermosa!!!

Y bueno, hasta que el bus en el que yo iba, se estacionó en el espacio que le estaba reservado.
Por suerte, no tuve que esperar mucho, porque don Mario, su hija y señora me estaban esperando y muy luego nos encontramos.
Nos subimos al carro de uno de sus hijos y nos fuimos a su casa donde me acomodaron con mucho cariño en una de las habitaciones que lucía muy confortable y luego, a comentar los detalles del viaje, experiencias y otras cosas.
En la casa estaban su señora, hija y uno de sus hijos, los que resultaron ser muy agradables, hospitalarios y cariñosos, así es que congeniamos muy bien haciendo planes para los días que yo iba a estar allí.
La hija, Mónica, era más o menos de mi edad, así es que teníamos intereses más afines y por esa razón hablamos más entre los dos y planificamos actividades juntos para conocer la ciudad. En esto, ella fue mi guía y entre mis recuerdos está un momento en el que se me ocurrió invitarla a tomar un café en un restaurante. Estábamos tan entretenidos en la conversación, que no nos dimos cuenta en un principio que llevábamos más de 45 minutos esperando por ese café y unos pastelitos que habíamos ordenado,
Lo sentí como una gran falta de respeto, así es que resolví pararnos e irnos a otro lugar, a pesar de las disculpas que nos intentaron dar al hacer abandono del restaurante.
Así es que la charla continuó en otro lugar donde si nos atendieron rápidamente, pero nada especial en el tema, sino, de señas generales nuestras, porque nos estábamos conociendo.
Ella era una persona muy agradable, cariñosa y hospitalaria, así es que me atendió muy bien y gracias a ella pude conocer más de la ciudad de Córdoba, que realmente, era un lugar hermoso.
Otro episodio que recuerdo, fue que, durante la segunda noche (en ese tiempo había un gran problema de terrorismo en Argentina y otros países vecinos), y mientras dormía plácidamente, una estruendosa explosión me despertó sin saber lo que en ese momento estaba pasando.
Fue al día siguiente cuando supe que los terroristas habían explotado un coche bomba a dos cuadras del domicilio en el que me encontraba. Cabe destacar también, que en ese tiempo Córdoba era conocida y reconocida como la “ciudad capital” del terrorismo en Argentina, así es que este episodio no era algo extraño, pero para mí, era algo nuevo y me había tocado escuchar una explosión más de las que periódicamente retumbaban en esa ciudad.
Era un grupo llamado Montoneros los que eran señalados como los responsables de estos atentados que, en muchos casos, mataron e hirieron a otros seres humanos, pero desgraciadamente, nadie reclamaba por ellos, así es que era una situación muy lamentable.
Share Button